Hacer crecer un negocio sin morir de éxito en el intento

¡Hacer crecer un negocio sin morir de éxito en el intento!

Las empresas y negocios se mueven por ciclos y procesos. Y sus administradores y gerentes deben ser capaces, y tienen la responsabilidad, de realizar una correcta gestión para alcanzar el crecimiento y los objetivos que todo el equipo se planificó.

Existen muchos motivos por los cuales un negocio llega a sufrir en determinados momentos y etapas de su vida y recorrido:

-No han enfocado correctamente el mercado al cual se querían dirigir.

-No han calculado detalladamente los costes que deben asumir. O bien, la rentabilidad obtenida no es suficiente para asumir dichos costes.

-Se han encontrado en un momento de crisis global que disminuye el consumo por parte de los consumidores finales

-Por el hecho de morir de éxito.

Y en el artículo de hoy nos queremos centrar en este último caso. El problema de los negocios cuando sufren y mueren por un éxito excesivo. 

¿Cuándo un negocio muere de éxito?

Un negocio suele morir de éxito cuando no ha existido una correcta planificación de un posible crecimiento. Además, este crecimiento ha sido excesivo y la gestión estructural del negocio no estaba preparada para asumirlo.

Por ello, desde Blueindic queremos detallarte varios TIPS que debes tener en cuenta, y que te permitirán orientarte en tu negocio ante un posible crecimiento de tus Ventas.

¿Cómo Hacer crecer un negocio sin morir de éxito en el intento ?

1.-Debes planificar el crecimiento

Si eres el Gerente de tu negocio, debes dibujar la guía y recorrido que realizará tu proyecto.

Por ello, es interesante realizar siempre previsiones y planificaciones que permitan obtener un plan de acción cuando exista una evolución en tu negocio.

En este plan, deberás evaluar y calcular los recursos que serán necesarios para alcanzar con garantías el posible crecimiento.

Con el objetivo de buscar un crecimiento sostenido en el tiempo.

Ejemplo práctico:

Si en tu negocio tienes el objetivo de lanzar un nuevo producto, deberás tener planificados y organizados los recursos necesarios para abarcar la demanda de este nuevo producto.

Así como conectar y garantizar la cadena de distribución (con Proveedores y Distribuidores) para que todos los pedidos puedan ser atenidos con rapidez hacía los Consumidores finales.

2.-Averigua con que Clientes trabajas

Es muy importante realizar un análisis previo ante una petición y demanda de un nuevo Cliente. Averigua si han tenido problemas de impago en el pasado con otras empresas, o bien, tienen problemas de solvencia en la actualidad. 

Aunque un nuevo Cliente te prometa un incremento considerable en tu facturación, un posible problema de morosidad afectará de manera directa en la estabilidad de tu negocio.

Para ello, es interesante seleccionar y clasificar los Clientes en función de lo que pueden llegar a aportar a tu negocio. Según las características de cada uno, tu gestión deberá ser diferente.

3.-Gestiona correctamente, y en el momento exacto, los Recursos Humanos necesarios

Es importante realizar una correcta planificación de tus necesidades de contratación y de personal. Con el objetivo de encontrar el momento exacto en el cual se deben contratar para incrementar el personal de tu equipo. 

Si adelantas la incorporación a la necesidad real, deberás incurrir en unos gastos de estructura innecesarios.

Por el contrario, si retrasas la incorporación de personal es posible que no seas capaz de asumir todo el trabajo, con el riesgo que conlleva en no ser capaz de cumplir con el compromiso que entablaste con tu cliente.

Por este motivo, y enlazado con el punto 1, es vital realizar una planificación exhaustiva y detallada que permita conocer el momento exacto y necesario para incorporar nuevo equipo humano al proyecto.

4.-Sé consciente de todos los Gastos de tu negocio 

Es totalmente necesario que en tu negocio tengas una información clara y rápida del volumen de facturación que realizas entre unas fechas determinadas. Así como las Ventas que recibes en función de una determinada campaña publicitaria, por ejemplo.

Pero además, es vital conocer todos los gastos relacionados a la actividad de tu negocio.

Ya que si no es así, y pese a ir Facturando e ingresando dinero, nunca sabremos los beneficios exactos y reales en nuestra actividad y negocio.

Para ello, existen herramientas de gestión especializadas en Autónomos que permiten registrar todas las operaciones y procesos que van apareciendo en tu negocio, y que te ayudan a obtener una planificación clara del estado económico de tu negocio.

Por ejemplo, Blueindic, el programa de Facturación y Contabilidad Online para el Autónomo, permite de una forma visual, rápida y ágil registrar todas tus Facturas de Venta y de Gastos.

Gracias a ello, el programa te realizar informes de gestión que te informan de cada uno de los gastos principales que tienes en tu negocio.

5.-Calcula la rentabilidad de todas tus acciones comerciales

Como responsable de tu negocio, es importante que tengas bien calculado el retorno que obtienes de cada una de las acciones comerciales que realizas.

Conociendo esta información, podrás gestionar y administrar mejor los recursos con los que partes, así como incrementarlos, centrándote en aquellos con los que obtienes mejores resultados.

Tu estrategia debería focalizarse en el equilibrio entre administrar los recursos necesarios en cada momento a partir de la planificación de las acciones comerciales y los objetivos económicos presupuestados.

 

Aunque parezca mentira, son muchas las empresas que aún generando incrementos notables en su volumen de facturación y de implantación en el mercado, han tenido que quedarse atrás y morir de éxito por el hecho de no haber sido capaces de abastecer toda la demanda que se les venía encima.

O aún peor, por no haber calculado correctamente los costes y rentabilidades en cada una de las acciones que realizan en su negocio.

Por ello, es prioritario que empieces a plantearte diferentes escenarios (Corto, medio y largo plazo) con el objetivo de dibujar una estrategia de crecimiento coherente y progresiva que permita alcanzar tus objetivos. 

Recuérdalo de nuevo: Tienes que encontrar el punto de equilibrio que permita a tu negocio crecer de manera progresiva, pero sostenida, incrementando y generando un mayor “músculo” a la estructura organizativa y de costes de tu negocio.

¡Hacer crecer un negocio sin morir de éxito en el intento!

Blueindic

No hay comentarios

Añadir más